jueves, 11 de octubre de 2012

Reseña: La maldición del titán - Rick Riordan

Título: La maldición del titán
Autor: Rick Riordan
Editorial: Salamandra
Páginas: 288
Saga: Percy Jackson y los dioses del Olimpo (III)
Precio: 12,50€
Año de publicación: 2010
Sinopsis:
Ante la llamada de socorro de su amigo el sátiro Grover, Percy acude inmediatamente en su auxilio. Y aunque va acompañado de Annabeth y Thalia, las dos semidiosas que son sus aliadas, ninguna imagina la sorpresa que los aguarda: una terrible mantícora pretende secuestrarlos y llevarlos ante el general enviado por Cronos, el diabólico señor de los titanes. Sin embargo, gracias a la ayuda de las cazadoras de Artemisa, Percy y sus aliadas logran escapar y volver al campamento mestizo. Una vez allí, emprenderán la búsqueda del monstruo que puede provocar la destrucción del Olimpo, a pesar de que, según la profecía del Oráculo, sólo uno de ellos logrará resistir la maldición del titán.

Opinión personal:
De los tres libros que llevo hasta ahora de la saga, este es el que menos me ha gustado. No sé si es porque Annabeth apenas aparece en el libro y es, sin contar a Percy, mi personaje favorito, o porque no me metí lo suficiente en la historia, pero cuando lo leía, no lo hacía porque quería seguir sabiendo de la historia, sino porque quería acabarlo ya y empezar otro libro.

La historia, eso sí, empieza desde el principio con mucha fuerza y acción, cuando Percy, acompañado de Annabeth y Thalia, sí, la hija transformada en árbol de Zeus, acuden a un instituto donde está Grover en busca de dos nuevos mestizos, Bianca y Nico.

Sin embargo, Annabeth se cae desde un precipicio, y los mestizos tienen que volver al campamento sin poder hacer nada para ayudarla (aunque no está muerta) acompañados de las cazadoras, un grupo formado sólo por chicas y que no se llevan muy bien con los mestizos.

La diosa Artemisa es secuestrada, y Zoe (una cazadora que aunque aparente quince años tiene más de mil), Percy, Thalia, Grover y Bianca se encaminan en una aventura para poder salvarla a ella y a Annabeth.

La narración, como en todos los libros, es muy amena y ágil, con palabras sencillas y frases no muy rebuscadas, pero que te consiguen introducir con facilidad en la lectura, por lo que me lo leí en muy poco tiempo. 

Los nuevos personajes de esta tercera parte, Thalia, Zoe, Bianca y Nico, me han gustado, aunque unos más que otros. A Thalia, en ocasiones, no la aguantaba, porque se metía con el pobre Percy cuando no tenía la culpa, aunque al final la cogí cariño.

Zoe y Bianca me han gustado mucho, sobre todo esta última, que pese a ser una novata en su nuevo mundo, es muy valiente. Nico me ha hecho gracia, y aunque no tiene un gran protagonismo a lo largo de la historia, en las últimas páginas cambia todo el sentido de la historia, lo que me ha encantado.

Si en el primer libro la historia de Percy era paralela a la de Prometeo, y en el segund a la de Ulises, en este libro, la historia se relaciona con la aventura de Hércules. Además en este libro hemos conocido a más dioses, como Artemisa, Apolo o Afrodita, cada uno con su personalidad característica, y debo decir que Artemisa se ha convertido en una de mis favoritas.

Me parece que no tengo que opinar nada más sobre el libro, que aunque ha sido un poco más flojo que los dos anteriores, en mi opinión, me ha gustado bastante, por lo que lo recomiendo, y espero pronto poder leer la cuarta parte de la saga. 

Nota: 7/10.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada